El atentado contra Cristina Kirchner: un llamado de urgencia cambió los planes de los empresarios

El atentado contra Cristina Kirchner: un llamado de urgencia cambió los planes de los empresarios

NEUQUÉN- Una carpa blanca gigante antecedida por una hilera de tablas de madera custodiada por unos trabajadores vestidos con mamelucos y cascos. Pantallas gigantes y de fondo, un taladro de perforación como la foto de todos los equipos que operan en la provincia sacando gas y petróleo de Vaca Muerta, la gran promesa argentina.

Estaba todo previsto para celebrar el día de la industria en Neuquén y agradecer a los trabajadores, pero el ataque contra la vicepresidenta Cristina Kirchner hizo que el festejo virara en un acto de repudio a la agresión y la cúpula de la Unión Industrial Argentina (UIA) tuvo que retirarse antes de lo pensado porque había sido convocada por Presidencia a una reunión en la Casa Rosada.

Los ministros marcharán a la Plaza de Mayo y se evalúa si habrá oradores, con el Gobierno sumido en el estupor

“Recibí un llamado de Presidencia y de acá me vuelvo a Buenos Aires. El secretario general Julio Vitobello nos convocó junto a otras entidades empresarias, sindicales y religiosas a una reunión a las 16. Lo que sucedió no solo me sorprendió, sino que me preocupó. Con 39 años de democracia, y aún con problemas como la inflación, a nadie se le ocurre que la violencia es el camino”, afirmó el titular de la UIA, Daniel Funes de Rioja, y agregó que el empresariado no va a tener una actitud neutra: “Esto es para una condena sin dudas”.

“No termino de sorprenderme de este país”, dijo un empresario también presente en el lugar. “Cuando creés que la estás metiendo en el arco, terminás desbarrancando”, acotó.

Sin embargo, Luis Betnaza, de Techint, consideró que “es una locura pensar que se trata de un hecho político”. “Para mí se trata de un delirante que, por suerte, no fue más lejos. La Argentina está crispada y tiene un nivel de complejidad alto en que cualquier ruido complica”.

Durante el breve acto y luego de las palabras de Funes de Rioja y de Mariano Gaido, intendente de Neuquén, el gobernador de la provincia, Omar Gutiérrez, también hizo referencia a lo ocurrido y dijo haber escuchado a gente decir que la vicepresidenta siguió su camino como si nada después de que la apuntaran con una pistola. “No se dio cuenta de que la habían querido matar. Siguió caminando hasta su departamento, donde se enteró de lo que había pasado. Quiero transmitir que ayer Dios cuidó la vida de la vicepresidenta y a la provincia de Neuquén”, aseguró.

Terminado el acto, Martín Cabrales, vicepresidente de la firma que lleva su nombre, dijo que es difícil opinar y deseó que todo salga bien: “Hay que ser muy cautelosos”.

Y la cautela es lo que pareció primar en el grupo, según Walter Andreozzi, dirigente de la UIA, que dijo que ningún empresario hizo comentarios fuera de lugar por lo sucedido. “Ojalá que todo esto sea una bisagra. Hay que bajar los decibeles. Si no es por amor, aunque sea, por temor”, consideró.

“Lo que pasó nos generó mucho estupor y asombro. Fue casi aterrador, no lo podíamos entender”, agregó la empresaria Carolina Castro, que fue parte de un encuentro anoche en el que se decidió cambiar los planes. “Yo quiero creer que es un hecho aislado. A pesar de haber vivido cosas difíciles en la Argentina, creo que es un lugar de paz”, opinó.

Por último, dijo que nadie en la entidad se opuso a suspender la celebración y a manifestarse a viva voz, más allá del comunicado que enviaron.

“Entramos en fase de reflexión a raíz de este acto que gracias al cielo no terminó en algo mayor porque la vicepresidenta está viva. Cada uno desde su lugar tiene que redoblar esfuerzos para dialogar con el que piensa distinto en un contexto de polarización”, concluyó.

Según informaron, la conferencia de la UIA que estaba prevista para hoy se realizará finalmente el martes.

El atentado contra Cristina Kirchner: un llamado de urgencia cambió los planes de los empresarios

Estas leyendo: deportes