The Boat: la increíble historia de la mayor cárcel flotante del mundo

The Boat: la increíble historia de la mayor cárcel flotante del mundo

Nueva York está lleno de misterios y también de peculiaridades que, a pesar de la gran fama de la ciudad, muy pocos conocen. Una de ellas se “esconde” en el East River, al sur del Bronx y su nombre completo es Vernon C. Bain Correctional Center aunque es más conocida como The Boat.

Se trata de la mayor prisión flotante del mundo, una de las respuestas al aumento de la delincuencia en la década de 1980 a partir de la llamada “epidemia del crack. Como cada vez había más criminales y las cárceles estaban saturadas, las autoridades llegaron a esta singular solución.

El hotel de seis estrellas en Nueva York: está en pleno Manhattan y se acabaron las reservas hasta octubre

Las prisiones flotantes en el East River fueron una respuesta cuando la capacidad de los centros en Nueva York se acercaba a su límite y no era viable (ni políticamente conveniente) la construcción de nuevas cárceles, por lo que el alcalde Edward Koch decidió avanzó con esta alternativa.

De acuerdo con Va de Barcos, los buques Bibby Resolution y Bibby Venture se construyeron con la finalidad de servir a la industria petrolífera.

Sin embargo, en 1982 fueron adquiridos por la Bibby Line británica para servir a las tropas inglesas durante la guerra de las Malvinas y seis años después pasaron a ser parte del Departamento Correccional de Nueva York y sirvieron como buques cárceles por separado hasta que en 1992 se “fusionaron” en uno solo: el Vernon C. Bain Correctional Center. El nuevo buque arribó ese año a su destino en Hunts Point, al sur del Bronx.

El preocupante hallazgo en las costas de Miami Beach: una balsa calcinada con signos de que hubo un policía cubano

La operación de este centro no estuvo libre de polémicas. Para la ubicación se valoraron varias opciones y además costó mucho dinero, superó los 161 millones de dólares cuando el presupuesto era menor a los 126.

The Boat se construyó en Nueva Orleans y se nombró en honor a un alcaide reconocido que falleció en un accidente automovilístico. El Centro Vernon C. Bain fue la solución ideal que encontró la administración del alcalde Edward Koch al grave problema de sobrepoblación en las cárceles y hoy en día no es muy distinta de otras, al menos en el interior.

¿Cómo es The Boat?

The Boat tiene 191 metros de eslora por 38 de manga, además en sus cinco cubiertas despliega el espacio para 800 reclusos de seguridad máxima.

La historia de The Boat, la mayor cárcel flotante del mundo

La historia de The Boat, la mayor cárcel flotante del mundo

También tiene tres capillas, un centro médico, gimnasio, biblioteca y un patio en la azotea. En 2014 batió el récord Guinness como la prisión flotante más grande del mundo.

¿Dónde se ubica The Boat?

Para los que desean saber dónde está ubicada la cárcel flotante más grande del mundo, The Boat se encuentra sobre el East River, en una zona industrial en la que está también el célebre mercado de pescados Fulton. El acceso es difícil debido a la gran seguridad que se despliega alrededor. También señalan que el camino está en mal estado, por lo que la mejor forma de llegar es en barco.

The New York Times compartió un artículo sobre esta cárcel hace algunos años en la que recordaba que su construcción había sido una medida temporal. Al día de hoy, tiene capacidad para unos 800 reclusos, de mediana y alta seguridad.

Una curiosidad más: la prisión apareció en la recordad película de Brian de Palma, Carlito’s Way, aunque con una ligero desfasaje de tiempo, ya que la historia protagonizada por Al Pacino estaba ambientada en la década del 70, cuando la prisión aún no existía en los planes de nadie.

The Boat: la increíble historia de la mayor cárcel flotante del mundo

Estas leyendo: deportes